Xavier Torres Vouga, miembro del Consejo Directivo de Sudamérica Rugby, representó a la región en un Foro de Liderazgo de Rugby Femenino en Belfast, Irlanda del Norte, organizado por World Rugby. Allí, presentó el exitoso caso del rugby colombiano a los foristas.

“Fue un orgullo presentar el gran trabajo que está realizando la Federación Colombiana de Rugby al resto de los participantes de un foro que tuvo representantes de todo el mundo,” dijo Vouga.

Del foro participaron las seis regiones que componen World Rugby (Asia Rugby, Oceania Rugby, Rugby Africa, Rugby Americas North, Rugby Europe y la nuestra), además de las principales uniones desarrolladas en el rugby femenino: Australia, Canadá, España, Francia, Italia, Hong Kong, Irlanda, Japón, Nueva Zelandia, Inglaterra, Escocia, Gales y Estados Unidos.

Participaron también otras asociaciones deportivas como FIFA y la International Cricket Council, todo conducido por el equipo de World Rugby liderado por su CEO Brett Gosper, Katie Sadleir (Gerente de Rugby Femenino), David Carrigy, Dominic Rumbles y Mark Egan.

“Desde el primer momento quedó claro que para las expectativas de World Rugby, el rugby femenino es el área a desarrollarse en los próximos 10 años, con crecimiento en pathway y plataformas sólidas,” explicó Vouga, ex internacional por Brasil.

“Según explicó Katie Sadleir, no se trata de desarrollar el rugby femenino sino de un cambio cultural urgente. Sin el cambio de comportamiento y de estándares la tarea será imposible. Hay que intentar crear historias y multiplícarlas.”

El rugby se define como un deporte de valores y como tal, uno de sus principios es que es un deporte para todos. Por ello, quedó claro que hay que hacer crecer el rugby femenino y a partir de allí amplificar y fortalecer todo lo demás vinculado a nuestro deporte.

Ejemplos positivos

En el Foro hubo distintas presentaciones. Se habló sobre la  competición de rugby universitario en Australia y el desarrollo de una competencia con calidad y retorno.

Vouga comentó: “Mucho se habló de aproximarse a las universidades que están interesadas en sumarse y que normalmente estructura deportiva para la práctica del rugby. Es importante aproximarse a los organismos de deporte universitario.”

Tras la presentación del rugby fijiano y su crecimiento y organización, Vouga expuso sobre el crecimiento del rugby femenino en Colombia, el rugby social y el éxito del programa Get Into Rugby en ese país.

Luego le sucedieron presentaciones de Nueva Zelanda (el rugby en los colegios secundarios, con el lema “entender que quieren las chicas” y cómo hacer la transición del Tag Rugby al rugby de contacto con las chicas), Asia Rugby (su proyecto “Pass it Back”, llevando los valores del rugby y pasarlos a las comunidades locales en sus demás actividades).

“Nos comentaren que por ejemplo en Laos el rugby se ha tornado en un deporte típicamente femenino.”

La segunda jornada se desarrolló en un taller enfocado al desarrollo de liderazgo femenino.

“Se marcaron algunos puntos muy interesantes,” resaltó Vouga. “No se trata más de hablar de puestos de las mujeres como cuotas y sí como un objetivo. Las mujeres son más de un 55% de la población mundial y hay que darles el espacio, aún mas si es un espacio de deporte femenino. Tienen que haber más mujeres en el campo de juego, refereando, en preparación física, doping, dirigencia y donde más pueda haber.”

Las necesidades

“Cada Unión y cada región debe tener su área de rugby femenino.”

Como ejemplo de esta pluraridad, la Federación Sueca de Rugby tiene siete directivos – cuatro son mujeres, incluyendo su presidenta, y tres son varones.

La otra necesidad es generar mayor competencia y hubo un taller al respecto, liderado por Philippe Bourdarias, de World Rugby.

“Lo principal es conseguir más torneos, más competencias, más partidos sobre todo para los equipos que se quedan afuera de los principales torneos.”

Para Vouga, lo mas importante pasa por “la construcción de la credibilidad; traer los clubes hacerlos sentirse parte. Hubo una jornada solo con madres y sus temores y como ayudar, se usó mucho la net y siempre buscando mujeres para el liderazgo. Hay que obligar a los clubes a tener rugby femenino; cada club unión debería estar obligada a tener una mujer en el board.”

En el cierre, la Gerente de Rugby Femenino de World Rugby Katie Sadleir dejó claro que es un camino sin vuelta y que precisamos todos para este cambio de mentalidad. El rugby es un deporte para todos y en ese sentido, hasta comercialmente, el rugby XV de mujeres debe estar muy presente.